¿Estás Vestido Con Poder?

La única manera que el evangelio avanzará es si nosotros estamos llenos del Espíritu Santo y Poder.