¿Es Cristo Real Para Ti?

Categoría: Corte de Sermon

Encuentras algunas personas – y – un hermano me decía recientemente de su preocupación por personas que parece saber qué decir pero parecen carecer un sentido de la realidad. Y sabes que cuando tu cristianismo es todo teoría, eso es malo. Es malo porque el cristianismo trata con más que solo un conocimiento aquí arriba de cuales son las verdades. ¿Sabes lo que veo? Veo algunas personas – y no queremos ser estas personas – ellas saben la verdad y tratan de persuadirse a sí mismas que lo que es cierto del cristianismo bíblico, porque está descrito en este libro, tratan de persuadirse a sí mismas que es cierto de ellas. Pero estamos hablando de algo… escucha, si Cristo mora dentro de tu corazón y estás enraizado y fundamentado en ese amor con el que Él te satura y comienzas a tener una idea de la anchura y longura y la altura y la profundidad y a aferrarte a este inescrutable amor de Cristo y estás lleno de toda la plenitud de Dios, garantizo que eso no es el tipo de cosa donde tienes que sentarte y decir, “Bueno, no siento la realidad de esto, pero porque lo creo en mi cabeza, voy a intentar persuadirme que es verdad.” Eso no es lo que ocurre aquí. Ese no es el tipo de cristianismo que encontramos en las Escrituras. Déjame preguntarte esto: ¿es Cristo real para ti? ¿Es Cristo real dentro de ti? No estoy hablando de religión e iglesia y de leer tu Biblia y cantar himnos. ¿Es Cristo real para ti? ¡Él! ¿Ha entrado Él? Y de la misma manera en la que Él se sentaría con alguien y cenaría con esa persona, y lo sabrías… ¿conoces esa realidad? Por que si no, te digo: no estés contento. Mira, si no estás listo para ir más allá aquí, si estás contento con esto… puedes contentarte con eso. Pero creo que versículos como estos tienen la intención de hacernos no contentos y de tomar la oración como una indicación que esto es una promesa. Si Pablo no estuviese bajo inspiración, podríamos dudar: Bueno, él es falible. ¿Podría él orar por algo que Dios quizás no estaría realmente dispuesto a darnos? Pero está bajo inspiración; lo que significa que Pablo preguntándonos esto de nosotros es práctiamente como si fuese una promesa. Esto es Dios diciéndole, “Pablo, ora así por ellos y vamos a registrarlo en la carta a los Efesios para que sea visto por todas las futuras generaciones que esta cosa es muy válida y legítima por que pedir porque Yo pretendo dar esto”. Es una promesa.